Nuestro Profeta

El profeta Muhammad es nuestro modelo a seguir. Por eso, que seamos como él. Da una mano a todos los necesitados. Muhammad, la paz sea con él, actuaba de esta manera. Su esposa Jadiya (R.A.A.) dijo que fue bueno con sus parientes, fue veraz en sus palabras, ayudaba a los necesitados, apoyaba al débil, atendía de la mejor manera a sus invitados y respondía el llamado de quienes le pedían ayuda…Quiera Dios que seamos como el profeta Muhammad.