Invocar  a Dios

 

Dios nuestro, ábrenos las puertas de tu misericordia y sálvanos del tormento del día del juicio final.
Dios nuestro, otórganos el sustento de un modo lícito y haz que no necesitemos de la ayuda de nadie.
Dios nuestro, haznos de los que cumplen con tu adoración con agrado y alegría.
Dios nuestro, que la congoja y la tristeza no se apoderen de nosotros, que la esperanza sea nuestro lema y la confianza en ti nos otorgue ánimo para seguir aguantando los duros momentos de esta vida.
Dios nuestro, tu perdón anhelamos y tu clemencia esperamos.

Dios nuestro, haz que el mundo terrenal no nos atrape y no nos distraiga de tu adoración.
Dios nuestro, cometemos errores, faltas y pecados, pero siempre nos volvemos a ti, acéptanos y apiádate de nosotros.
Dios nuestro, fuera de ti no hay quien nos perdone, no hay quien nos seque las lágrimas, perdónanos y haznos ver la debilidad propia de nuestro ser.